Identidad y Redes Sociales

35545

 

identidadyredesLas redes sociales se han convertido en el medio a través del cual escribimos y editamos nuestra historia.

Empezando con el perfil, ponemos información básica como sexo, estado civil, etc.

Algunos personalizan un poco más su historia escribiendo de “hobbies”, música que escuchan, libros que leen y aún los personajes que siguen en sus cuentas.

Todo esto cuenta un poco de su historia.

Entre más seguidores tenemos, entre más personas leen nuestra historia, más validados nos sentimos, pero ¿Qué historia estamos contando?

Al poner en nuestro perfil el tipo de música que escuchamos, a veces lo hacemos pensando en la música que nos dará aceptación entre nuestros amigos.

Cuando llegamos a la sección de libros, muchos ponen autores y libros que nunca han leído, aunque tal vez quisieran leerlos, pero incluirlos en nuestros gustos comunica una imagen, una historia.

Cada foto que publicamos también comunica algo acerca de nosotros. “Soy alegre”, “soy atrevida”, “soy espiritual”, “soy educado”, “soy dulce y tierna”.

Cada uno de los tuits y estados que publicamos, por más simples que sean, están intencionalmente hechos para comunicar esa historia, pero no siempre es una historia veraz.

Podemos engañar a los demás, pero no nos podemos engañar a nosotros mismos, y en la soledad de nuestra habitación, frente al monitor de la computadora, nos inunda la inseguridad, nos inunda el temor de la incongruencia, ¡No soy la imagen que he proyectado! ¡No soy la persona de la historia que he estado escribiendo!

¿Por qué optamos por contar una historia ficticia a través de las redes sociales en vez de vivir una historia real?

Esto se debe a que a muchos no les gusta su historia. No les gustan las cartas que les tocaron en el juego de la vida. Algunos cometieron muchos errores y quisieran olvidar su historia, pero la realidad es que entre más nos alejamos de nuestra verdadera historia, menos felices seremos y menos relaciones significativas tendremos. Las relaciones significativas están basadas en la honestidad y la transparencia.

El punto de partida para superar una historia personal que no nos gusta, es reconocerla.

Pregúntaselo a alguien que ha estado en Alcohólicos Anónimos; un lugar de transparencia y vulnerabilidad donde nadie trata de impresionar a los demás con historias falsas.

“Bienaventurados los pobres en espíritu” dijo Jesús, bienaventurados aquellos que reconocen su necesidad, los quebrantados, los perdedores, los fracasados.

Gastamos mucho tiempo y energía tratando de hacer creer a los demás que somos fuertes, inteligentes, competentes, capaces, buenos… Si eres así, no necesitas el evangelio. El evangelio es para los que reconocen su verdadera historia.

Puedes vivir en negación y pretender que todo está bien, pero las personas que escogen vivir así pasan la vida sintiéndose un fraude.

Tal vez las decisiones que tomaste no fueron las mejores: Divorcio, drogas, violencia, negocios chuecos, pero nada ganas con negarlo.

Acepta tu historia, Dios quiere redimirla.

Redimir significa rescatar, recuperar algo que se perdió. Dios se especializa en lo descompuesto, en lo quebrado.

Cuando algo se descompone en nuestras casas, lo ponemos en el bote de la basura porque ya no sirve, pero en las manos de Dios solo lo quebrado sirve, y todos estamos quebrados, pero nos cuesta reconocerlo.

El aceptar nuestra historia no significa que debemos dejar que nuestra historia nos defina como personas.

Muchos dejan que ciertos errores, ciertas decisiones equivocadas, ciertos desatinos, los definan como personas.

Descubre la nueva historia que Dios tiene para ti y empieza a vivirla.

Lo que Dios le dijo a Israel a través del profeta Isaías, se los dijo cuando estaban en cautiverio.

“Estoy abriendo un camino en el desierto y haré brotar ríos en la tierra seca”
Isaías 43:19.

Estas son palabras de las cuales nos podemos adueñar, porque ese es el carácter de Dios.

El es un redentor implacable y quiere editar tu historia.



  • jose m

    Al parecer lo que editamos en las redes sociales son el reflejo de lo que somos, los que muchos dicen ser o aparentan ser, y algunas veces no es congruente con lo que comparto en ellas, puede que algunos perfiles sean creados para aparentar, pero tarde o temprano el yo interno saldrá y se manifestara, y esto sucede cuando no soy idéntico, cuando no estoy completamente agradecido con lo que soy y tengo y porque aun, no he permitido ser redimido del todo por Jesús que me amo al extremo.

  • Sara

    Excelente reflexión para todos…..gracias Jesús Adrian.

  • Sara

    Excelente reflexión para todos…..gracias Jesús Adrian.

  • karla

    Recuerdo hasta las lágrimas el día que mi corazón fue quebrantado…Tantos errores, grandes equivocaciones y tropiezos!. … Pero en Cristo fui levantada, y ahora me llena de gozo seguirlo y conocer más y más de Él. Puedo ahora mirarme como a un espejo y decirme a mi misma: ¡CUANTO ME AMAS SEÑOR…TAN SOLO QUIERO SER REFLEJO DE TU AMOR!
    JAR Dios te llene aún más de su gracia!!

  • Maria Isabel Mijares

    Solo puedo decir Gracias! Palabras adecuadas que Dios permitió que Yo leyera hoy! Gracias!!

  • Alexandra Calle

    Gracias Jesús Adrián por compartir esta reflexión, muy acertada en estos tiempos donde la mayor parte de los humanos vivimos de las apariencias, tratando de encajar en estereotipos que son impuestos por la sociedad, y nos alejan del verdadero sentido de la vida, ser auténticos, ser felices y estar orgullosos de nosotros mismos. Cuán difícil es aceptarnos tal y como somos con nuestros defectos y virtudes, sabiendo que nuestro Padre nos acepta y ama tal como somos, eso es lo que en verdad importa.

  • Alexandra Calle

    Gracias Jesús Adrián por compartir esta reflexión, muy acertada en estos tiempos donde la mayor parte de los humanos vivimos de las apariencias, tratando de encajar en estereotipos que son impuestos por la sociedad, y nos alejan del verdadero sentido de la vida, ser auténticos, ser felices y estar orgullosos de nosotros mismos. Cuán difícil es aceptarnos tal y como somos con nuestros defectos y virtudes, sabiendo que nuestro Padre nos acepta y ama tal como somos, eso es lo que en verdad importa.

  • Bel Mata

    Justo las palabras que necesito en e stos momentos…, Gracias una vez más -Jesús Adrián.

  • LUIS ENRIQUE CHICOMA PERLECHE

    Como llegar a el. tal vez suene tonto pero no se como y necesito tanto d el

  • LUIS ENRIQUE CHICOMA PERLECHE

    Como llegar a el. tal vez suene tonto pero no se como y necesito tanto d el

  • Dante Palacios

    Hola Jesus Adrian como estas? soy Dante tengo 24 años me llamó la atención lo que escribiste, generalmente nosotros va digo yo en mi caso cuando no conocía a Cristo en mi corazón solia negar que soy de los Pueblos Originarios etnia Wichí (Salta – Argentina), fue un momento, porque eh visto y sigo viendo la discriminación y autodiscriminación racial, pero decidí aceptarme sin importar lo que me dijeran los demas, primero mis origenes, hace poco que acepté a Cristo como mi verdadero Unico Salvador, empecé a leer el libro de Genesis, y me di cuenta que todos somos descendientes de Adan y eva, por lo tanto venimos de una misma familia, seria un honor que me escribieras y recibir algun consejo y un pasaje biblico para mi, pues te mando un fuerte abrazo, saludos cordiales!